REQUISITOS DE LOS OFICIALES RELACIONADOS CON SU CONTENTAMIENTO CRISTIANO

Bajo esta categoría vamos a ver dos requerimientos que son muy similares: No avaro, no codicioso de ganancias deshonestas. De cierta manera no es difícil entender este par de requisitos pues la Biblia enseña que todo cristiano, el cristiano maduro, el aspirante al ministerio, y por lo cual el hombre de Dios, el pastor, no debe ser un hombre que anhele las riquezas ni que, por amar el dinero, procure conseguirlo de forma deshonesta, es decir, a como dé lugar. El problema planteado aquí no son las ganancias fruto de un trabajo legítimo, lo que llamamos remuneración. La Biblia claramente enseña que el trabajo duro recibe como recompensa la ganancia, y las labores diligentes, reciben más ganancia. Proverbios 28:19: «El que labra su tierra se saciará de pan; Mas el que sigue a los ociosos se llenará de pobreza». Dios espera que sus hijos, tengamos la ganancia del esfuerzo en un trabajo legítimo para que no tengamos ningún tipo de necesidad.

Sigue leyendo
Anuncio publicitario

ABANDONAR LA IGLESIA : ABANDONAR LA FAMILIA

Sabemos que no hay nada nueva debajo del sol, y que, si somos juicios lectores de las Escrituras, no hay nada nuevo que las iglesias de hoy estemos viviendo, que ya otros antes de nosotros, de una u otra forma hayan vivido. Los personajes y las situaciones específicas pueden ser otras, pero al fin nada nuevo. Por este motivo damos gracias a Dios, pues la Biblia sigue siendo relevante para el cristiano de hoy, así como lo fue hace dos mil años.

Sin embargo, hoy se aprecia con más claridad un enorme defecto en las iglesias que se proclaman bíblicas y que se ha venido acentuando en la medida que las redes sociales avanzan sin ningún control en medio de las iglesias. Hoy día, el creyente que no ha puesto atención, se encuentra al frente de una sobreoferta de iglesias y ministerios, que en lugar de hacerlo más maduro y aparejarlo de discernimiento, le ha provisto de un espíritu altivo, donde él mismo puede elegir el tipo de iglesia (o ministerio) que más se ajuste a sus expectativas tornándose falto de contentamiento en su iglesia local. Tanto, que hoy día vemos un “trafico” de personas de aquí para allá, dejando sus iglesias, buscando los ministerios que, según ellos, sí son más sólidos, o en búsqueda de esa iglesia que no tenga tales o cuales problemas.

Sigue leyendo

REQUISITOS DE LOS OFICIALES RELACIONADOS CON EL DOMINIO DE SÍ MISMO

Ahora veremos esta categoría de requisitos relacionados con el dominio de sí mismo o dominio propio o templanza. Vemos que los oficiales deben ser dueños de sí mismos, por lo cual no esclavos de nada o no dados al vino, deben tener un carácter dominado por lo que son sin doblez y en el caso de las mujeres que sirven, pero en general para todo le liderazgo, con dominio sobre su lengua o no calumniadores.

Sigue leyendo

REQUISITOS DE LOS OFICIALES RELACIONADOS CON SU TEMPERAMENTO

Seguramente alcanzamos a notar casi un mismo principio corriendo en estos requisitos, unos puestos de forma positiva: Amable y Apacible y los otros de manera negativa: No pendenciero, No iracundo, No soberbio. En general estas características señalan a que un individuo debe tener un carácter dominado por el Espíritu Santo y que no está siendo controlado por sus propias pasiones o impulsos.

Sigue leyendo

REQUISITOS DE LOS OFICIALES RELACIONADOS CON SU PIEDAD GENERAL

Es obvio que todos los cristianos deben seguir el camino de la piedad, y sin duda alguna, aquellos que lideran el pueblo de Dios y son llamados como oficiales dentro de un cuerpo local de creyentes, deben tener una medida de piedad más madura y por encima del cristiano común. Además, se espera que, como todo cristiano, el oficial adelante más y más su vida de piedad y consagración al Señor. Veremos entonces aquellos requerimientos del Espíritu Santo para los oficiales que se relacionan con si coda de piedad en general:

Sigue leyendo

REQUISITOS DE CARÁCTER DOMÉSTICO O FAMILIAR DE LOS OFICIALES

En la cabeza de los requisitos del anciano está su vida doméstica o familiar. Este requisito también es exigido para los diáconos, palabras más o palabras menos, lo que nos indica que hay un sentido, un espíritu, y es que todo aquel que desee ser oficial o que lo sea, debe tener su casa bien establecida en el orden bíblico, y, por consiguiente, debe seguir avanzando más y más en esta tarea. Miremos estos requisitos en tres etapas: su relación con su esposa, su relación con su casa y finalmente su relación con sus hijos.

Sigue leyendo

EL PRERREQUISITO, LA NECESIDAD Y EL REQUISITO QUE RESUME TODOS LOS DEMÁS

Sin ninguna duda ha habido abundante bendición para el pueblo de Dios, cuando hombres piadosos ocupan los pulpitos y el oficio de cuidar la iglesia. Iglesias se han consolidado, cristianos han madurado, obras grandes y poderosas se han hecho. El evangelio ha quedado en alto y muchos han venido al conocimiento del Salvador. Pero la realidad opuesta es igual de patente. Gran daño a sufrido el que hombres no cualificados ocupen el pulpito y el oficio de cuidar la iglesia. Corazones rotos, mal testimonio, gente más adversa al evangelio, vituperio al nombre de Cristo, sectas, herejías, mortandad, etc. Iglesia, debemos buscar el rostro de Dios para reconocer a los que el Espíritu Santo ha puesto por obispos y diáconos.

1. EL PRERREQUISITO DEL MINISTERIO

Sigue leyendo

LA ORIENTACIÓN DE LOS REQUISITOS PARA EL MINISTERIO OFICIAL EN LA IGLESIA

Cada creyente que ha recibido la gracia de la salvación, ahora desea servir a Dios de todas las maneras posibles, pues ya no vive para sí, sino para aquel que le rescató. Sin embargo, reconocemos un nivel de servicio oficial en la iglesia, ese servicio que requiere un llamado, que es delegado oficialmente, que es público. Aquí, es necesario tener ciertos requisitos en varios niveles. Debido a que nos hallamos en el Nuevo Pacto, entonces debemos buscar en su documento legal, a saber, el Nuevo Testamento, la línea de esos requisitos, y no pretender usar como norma, por ejemplo, algunos requisitos del sacerdocio del Antiguo Pacto.

Sigue leyendo

A QUÉ SE DEDICA UN DIÁCONO

Al situarnos en el texto principal de Hechos 6, vemos el espíritu o el principio de lo que es un diácono. Al ver en un sentido más amplio cómo se usa la palabra diácono o diaconía, observamos que hay un énfasis en un servicio de misericordia que debe ser prestado, pero como hablamos de un oficio formal, debemos decir que es el servicio de misericordia como un ministerio, y no lo que informalmente una iglesia pueda hacer. Hay que advertir que el diaconado no debe desembocar en un cargo inventado o pragmático en la iglesia. Lo refiero porque en muchas iglesias el diacono es más directamente un administrador (una mezcla de tesorero, contador, administrador propiamente dicho), cuando no, el diácono en una iglesia es más parecido al conserje (encargado de las necesidades del edificio más que de las necesidades de la iglesia).

Sigue leyendo

LA NATURALEZA DEL OFICIO DIACONAL

La naturaleza del oficio diaconal es el hacer misericordia de las maneras más prácticas posibles, en asuntos particulares. Hablamos de la misericordia en el sentido de aquellos que se encuentran en un estado de vulnerabilidad física, material, con todo aquello que está alrededor de estas providencias. El diaconado debe expresar de manera práctica, tangible, el cuidado a aquellos que caen en el rango de los necesitados, aquellos que no pueden suplir de manera adecuada o suficiente sus necesidades básicas, pese a que se dan a los medios legítimos con diligencia para poderlas suplir. También de aquellos que, con dificultad, con grandes luchas, tropiezos y estorbos, suplen sus necesidades, pese a su correcta administración. Y de aquellos que por providencias especiales están inhabilitados para proveerse un sustento y que no tienen familia que pueda ver por ellos.

Sigue leyendo